lunes, 28 de enero de 2013

Cultura de la salud física


Cambiamos, en los tiempos que corren, nunca mejor dicho, todo tiene que ir lo más rápido posible, la gente vive al limite y no tienen tiempo para nada, ni para ellos mismos, y mucho menos para su salud.

He visto infinidad de pacientes tanto en el ámbito de la fisioterapia, como de la rehabilitación y la preparación física, que su cultura en la salud física se ha erradicado. Ahora prima el tiempo y la comodidad antes que el bienestar, la calidad de vida y la profesionalidad.

Imaginemos que tan solo hacemos uso de los servicios que están en nuestro entorno, así no perderemos tiempo, ni será un gran esfuerzo para nosotros beneficiarnos de ellos, creando gran cantidad de profesionales del mismo gremio por las distintas zonas pobladas.

Ahora supongamos que el fontanero, peluquero, oculista o incluso, el especialista medico, que cubre nuestra zona no es lo suficiente cualificado o lo es en menor medida que otro de una zona más alejada. ¿Nos importaría desplazarnos? ¿Gastando nuestro valioso tiempo?

Es necesario, ya que no queremos correr el riesgo en ciertos aspectos y queremos disfrutar del mejor profesional para que nuestros problemas se solucionen bien.

A referencia de las líneas de más arriba, muchos pacientes tras optar por la rapidez y comodidad, y aun conociendo verdaderos profesionales, decidieron hacer uso de un profesional de su entorno. Meses después, en un estado peor terminan preocupándose y acudiendo a quien de verdad le puede ayudar, suponiéndole el doble de trabajo para corregir las malas técnicas de los anteriores meses.
Nunca nos compensa ese ahorro de tiempo y comodidad, sin hablar de la parte económica, si el resultado van a ser limitaciones y errores para nuestro día a día.

A lo largo de mi carrera, he atendido y atiendo personas que de verdad quieren el  resultado que se merecen y no el que le dicen que solo podrán obtener, siendo la mayoría de las veces con limitaciones y conformismos. Sin dar valor a la recuperación y rehabilitación total para su vuelta a la actividad en mejores condiciones que antes.



Nuestra salud no debe tener las barreras de tiempo, lejanía, conformismo o limitaciones en su resultado. Nuestra salud se merece la máxima profesionalidad, experiencia y atención en todo momento. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario